Tampoco la defensa del Valencia puede con la impecable Racha del Real Madrid

Ni el duro examen de una fuente de San Luis colmada y la ferrea defensa del cesta valenciana bastó para poner fin a la racha perfecta del Real Madrid. El fuerte bando de Europa sudo durante su visita a tierras valencianas, no podía ser de otra forma, pero habría conseguido una nueva victoria con su brillante casillero de la temporada, y éste aún no conocería la derrota ni en España ni en España. en Europa.

Debido a que el Real Madrid tenía un ataque de lujo, el estadio auguraba una visita al dentista para los blancos, quizás en una fuente recortada se media à equipo capaz de establecer una verdadera muralla antes de tu canasta. Pero los cuatro primeros empezaron sorprendiendo a todos con un brutal intercambio de puntos en los finales de pista. Los de Chus Mateo lo lograron con una gran dirección del Facu Campazzo, mientras que las localidades se presentan con un excelente Brandon Davies quien anotó 18 de sus 26 puntos. El goleador durante los primeros minutos, 26-24, estuvo marcado por su igualdad y el acero ofensivo de ambos.

Pero la película cambió en el segundo acto. Alex Mumbrú da pasos para completar todos los caminos hacia su aro y el Real Madrid es el día de la noche. Mención especial para un desacertado Sergio Rodríguez, que hace el papel de “alley-oops” para eliminar. Touré y Ojeleye entran en el aeropuerto y poco a poco el Valencia Basket se va eliminando electrónicamente. Llegó llegó primero al +8, pero un parcial de 0-7 de los visitantes volvió a apretar el pulso. Una comparación entre Davies y Jones confirmó en el último cuarto una diferencia entre sus puntos.

El tercer cuarto lo paró Jones que ensangrentó la camiseta valenciana al otro, pero el Real Madrid encontró la receta adecuada para igualar la intensidad defensiva local. Mejor marca en el sumó rebote en ambas canastas un carro de minutos para Campazzofundamental de cara y de espaldas al aro, y el acero de tu paisano Puente. Con esta fórmula mágica tendrás que lanzarte de nuevo a la esquina blanca y llegar a la casilla final con la venta mínima.

Campazzo y Hezonja toman el mando

Apoyado en uno tavares Crecido por el que circula una y otras veces los jugadores hasta retirarse por un golpe en el vástago, el Real Madrid lidió con la distancia en el inicio del último cuarto, pero Davies e Inglis plantaron la resistencia.

La búsqueda de la bocina final se desarrolló en otros lugares, muchas más especies de piel en el aire e imprecisas con las manos. Y este es un terreno difícil que se aventuró en manos del equipo de Chus Mateo, liderado por unos inspirados Hezonja y Campazzo, los más serenos en medio de la agitaciónrealizado del 73 al 76. La premiere derrota madridista deberá seguir esperando.